lunes, 18 de enero de 2016

DEBERÁN DEFENDER LA PATRIA O SERÁN CÓMPLICES DE SU DISOLUCIÓN



DEBERÁN DEFENDER LA PATRIA O SERÁN CÓMPLICES DE SU DISOLUCIÓN


 Las personas se evaden de la realidad hundiéndose-encerrándose en sí mismas.

 Se dedican a la egolatría narcisista infernal, construyen una imagen-fachada para ocultar su miseria y dedicarse a conseguir adoración, atención, aceptación, reconocimiento.

 Así es como se desentienden de la realidad, quieren permanecer indiferentes a ella.

 Se aíslan-encierran en su fantasía, en la mentira que quieren vivir-creer, lo que desean ver como real.

 Esto es alienación, locura, una disociación de la realidad que las convierte en miserables.

 De esta manera encubren o disimulan su cobardía, no son capaces de enfrentar la realidad, por ello se esconden en su abismo-ego y pretenden que la realidad no existe porque no la miran.

 Eso es infantil, inmaduro. Ahí se someten a su miedo conformándolo, volviéndose ególatras narcisistas infernales.

 Quieren creer que permanecen al margen de la realidad, pero mas que ruegan que la realidad no las alcance, ya esta golpeando a sus puertas, a la puerta de su vida y no van a poder esconderse ni evadirse mas.

 El agua llega al cuello, no hay mas posibilidad de seguir mirando hacia otro lado, es el momento de asumir la responsabilidad, de entrar en la realidad, de salir de la fantasías y abandonar evasiones infantiles.

 Tenemos obligaciones que asumir delante de Dios y de la Patria, si no lo hiciéramos, que Dios y la Patria nos lo demanden.

 Ya no será posible permanecer indiferentes a la realidad, ésta se volverá impetuosa como mar embravecido y golpeará a todos derribándolos del orgulloso delirio en el que se encierran-evaden-esconden.

 Tendrán que verla y aceptarla, deberán pronunciarse, afrontarla, no podrán seguir indiferentes escondiéndose y negándola.

 Deberán defender a la Patria o serán cómplices espectadores de su ruina y disolución definitiva.

No hay comentarios:

Publicar un comentario