lunes, 10 de abril de 2017

ARGENTINA DEL III MILENIO



ARGENTINA DEL III MILENIO


“Obedecer y Servir”


1.-

 Nos encontramos en una patria postrada, vencida, aniquilada, destruida, arruinada.

 En esta ruina espiritual, moral, intelectual, material, etc., han colaborado tanto las autoridades como el pueblo, todos tenemos parte-responsabilidad por acción y por omisión.

 Si no corregimos esto ahora, no hay mañana, Argentina desaparece, un cuerpo que pierde el alma, muere, se pudre y desmembra-descompone.

 El alma de la Patria es la Nación y ha sido aniquilada por la corrupción espiritual, moral, intelectual, material. Lo que queda de nuestra Patria son ruinas y una promesa de pronta disolución final.


2.-


 Nuestra amada Patria se halla postrada en la muerte, perdida en tinieblas, sometida y esclavizada en todo ámbito.

 Es nuestro deber resucitarla, liberarla, purificarla, ponerla de pie e introducirla en el tercer milenio, adentrarla en el siglo XXI.

 Si no lo hacemos, seremos los responsables de haberla dejado desaparecer.


3.-


 Los partidos políticos son organizaciones anacrónicas, reliquias del pasado nefasto y causa de la ruina que padecemos, son verdaderas asociaciones ilícitas organizadas para tomar el poder por asalto, conservarlo con engaño y perversidad, y completamente dedicados a servirse de lo que es común en provecho propio para la ruina de la Patria.

 Las religiones no son mejores, también son organizaciones anacrónicas sumamente corruptas, perversas e infernales dedicas a fines corruptos y corruptores que en nada aprovechan al progreso de las almas ni de la Patria y mucho menos tienen que ver con Dios o su Reino.


4.-


 Delante de Dios tenemos una responsabilidad personal como hijos suyos, y también tenemos una responsabilidad general como hijos de esta bendita Patria.

 Somos libres de responder o no, somos libres de obedecer y servir o no, pero todo tiene sus consecuencias, nadie será libre en el infierno que hemos provocado y que dejamos que avance demoliendo los restos de nuestra amada Patria.


5.-


 De nosotros depende forjar la Argentina del Tercer Milenio, la Argentina del siglo XXI.

 Que cada uno colabore con su progreso-maduración-evolución personal y que todos lo hagan en el conjunto.

 Que Dios y la Patria nos lo demanden.


¡Por Dios y por la Patria!


¡Obedecer y Servir!



No hay comentarios:

Publicar un comentario